Cuando una pequeña iniciativa marca una diferencia enorme

Nov 22, 2007 | Institucional

No obstante, en un estudio global sobre el espíritu emprendedor o entrepreneurship los profesores de Gestión de Wharton, Raffi Amit y Mauro Guillen, han descubierto que una sencilla, pero inteligente, iniciativa burocrática puede tener consecuencias fundamentales sobre el nivel de creación de empresas de un país. Concretamente, los países que han creado registros electrónicos de empresas han experimentado una mayor intensidad en la creación de nuevas empresas que aquellos con registros tradicionales. Incluso el mero anuncio de que un país tiene planeado crear un registro online provoca un incremento en el número de empresas registrado.

¿Cómo puede una iniciativa tan pequeña marcar una diferencia tan grande?
Representa la eliminación de la burocracia, dice Amit, experto en entrepreneurship y director del Goergen Entrepreneurial Management Program. La burocracia es la gran barrera de la actividad empresarial. En algunos sitios se necesitan tres meses para registrar una nueva empresa; en un sitio web se necesitan 10 minutos. Un registro electrónico elimina todos los intermediarios y todo pago de sobornos. En otras palabras, hasta que existe un registro electrónico, los burócratas son obstruccionistas.

En cooperación con dos trabajadores del Banco Mundial Leora Klapper y Juan Manuel Quesada, los profesores Amit y Guillén recopilaron datos de 84 países de todas las regiones del mundo. Su objetivo era estimar el nivel de ese espíritu emprendedor y, en la medida de lo posible, explicar por qué los países desarrollados muestran niveles significativamente superiores a los de los países en desarrollo. Sus investigaciones aparecen resumidas en un artículo titulado Entrepreneurship and Firm Foundation Across Countries (Espíritu emprendedor y creación de empresas entre países).

Hace tiempo que los economistas, empezando por el afamado padre de los estudios sobre emprendedores, Joseph Schumpeter, son conscientes que los emprendedores contribuyen enormemente a la vitalidad económica. John Maynard Keynes incluso atribuyó los ciclos económicos a esos espíritus animales. Pero explicar por qué en algunos países hay muchos más emprendedores que en otros ha probado ser tarea complicada. Resolver dicho enigma podría ser la clave para reactivar el crecimiento en el mundo en desarrollo(…)

Fuente: http://wharton.universia.net (lea el artículo completo aquí)

Ir al contenido