La UNAB empuja el desarrollo turístico de Santander

Oct 29, 2010 | Institucional

Palabras del rector de la UNAB, Alberto Montoya Puyana, en el acto de apertura del XX Congreso de la Conpeht, el martes 26 de octubre en el Auditorio Mayor ‘Carlos Gómez Albarracín’.

Visión y razón. Estos fueron los soportes en los que don Armando Puyana Puyana y Gabriel Burgos Mantilla basaron su idea, hace 12 años, de viabilizar una Facultad de Administración Turística y Hotelera en la Universidad Autónoma de Bucaramanga.

Esta tarea, que en su momento le fue encomendada a Luis Gustavo Álvarez Rueda, no se quedó en el aire y una prueba fehaciente de ello es la realización en nuestra casa de este Vigésimo Congreso Internacional de la Confederación Panamericana de Escuelas de Hotelería, Gastronomía y Turismo (Conpeht).

Don Armando, el rector Burgos Mantilla y la UNAB, digo, ya avisoraban las potencialidades que en esta materia posee una región como la nuestra, y dentro del Nororiente colombiano este Santander indómito, colonial, amable, inexplorado, diferente…

Así, lo que en un principio pudo haber sonado a una iniciativa descabellada, es hoy un Programa con 214 estudiantes, 21 docentes y 105 egresados, que nos ha convertido en uno de los principales jalonadores del desarrollo de la industria hotelera, gastronómica y turística en un departamento acostumbrado a  derivar sus ingresos de los renglones tradicionales de la economía y que ahora ha hallado en ésta, la cantera que sorprende a viajeros nacionales y extranjeros que quedan flechados por el recuerdo imborrable de Curití y Barichara, su aventura en el río Fonce o la experiencia en ese otro Cañón del Colorado que tenemos, cual es el desafiante Chicamocha.

A manera de referencia, debo decirles que en la última década Santander y Colombia se han convertido en la joya de la corona para quienes tienen el olfato que requiere satisfacer a un turista.

Vean estas cifras: Colombia recibió en el año 2009 un total de 2,5 millones de visitantes extranjeros; el ingreso de divisas por turismo pasó de 2.499 millones de dólares en 2008, a 2.671 millones de dólares en 2009; el crecimiento del número de pasajeros llegados en cruceros se incrementó el 52% al pasar de 228.000 en 2008 a 346.000 en 2009, y el tráfico aéreo creció un 13% hasta más de 10,1 millones de pasajeros el año pasado.

El Ministerio de Comercio, Industria y Turismo planea recibir en el año 2014 unos 3,9 millones de visitantes extranjeros y generar más de 250.000 empleos para el sector.
Prosperidad que, debemos reconocerlo, ha estado acompañada de la inversión del sector estatal y privado, de una mejor infraestructura, pero sin duda alguna de ese nuevo clima de tranquilidad y confianza que permite a los visitantes adentrarse sin temores en nuestros Parques Nacionales o sumergirse en el corazón de nuestros pueblos y capitales.
Me lleno de orgullo y no lo puedo disimular, cuando veo que a Santander en 2009 arribaron 19.000 extranjeros; que entre enero y agosto de este año han llegado 330.000 pasajeros nacionales y 20.127 internacionales; que la ocupación hotelera en nuestro departamento promedia el 47%; y que Panachi, óiganlo bien, fue visitado en 2009 por 428.570 personas que no tendrían inconveniente en repetir el sueño.

Turismo de Aventura, de Salud y Cultural, Ruta Comunera, Corredor Aurífero y del Agua, Corredor Agroforestal y Energético, Corredor Ecoturístico, Corredor de la Palma, Corredor del Floklore y del Bocadillo, Corredor de los Páramos y del Paisaje…
¿Ven por qué valió la pena que se hayan tomado la molestia de venir de lugar

Ir al contenido