Atención a la infancia, su prioridad

Nov 13, 2007 | Institucional

Por Ricardo Jaramillo P.
Cuando Elia Edith Gómez Macías ingresó a estudiar Medicina a la UNAB, ya sabía cuál iba a ser su futuro, al menos en lo profesional. No había cumplido los 20 años y ya tenía la certeza de que cuando se recibiera como médica, continuaría sus estudios en la especialización que para ella es su vocación: la pediatría.
Y así sucedió. Esta barrameja se graduó en el año 2002 ¿formó parte de la primera promoción de médicos de la UNAB¿ y viajó a Bogotá a continuar sus estudios, esta vez de posgrado, en la Pontificia Universidad Javeriana.
¿Desde que uno empieza a estudiar Medicina, va escogiendo o determinando cuál va a ser su vocación; personalmente me gusta trabajar con niños, hacer labor social con ellos, cuidarlos, quizás es una actitud materna que tengo, por eso busco mi gratificación como médico en el trabajo por la infancia¿, dice.
Hoy, Elia Edith ya está en ¿R-3¿ como le dicen los médicos a la residencia de tercer año de una especialización y aprovechó la primera oportunidad que se le presentó para volver a su casa: la UNAB.
¿Decidí hacer una rotación especial en la UNAB porque la Javeriana les brinda la posibilidad a los residentes de tercer año de salir a otras partes, incluso a otros países, para hacer algunas de las rotaciones electivas o en trabajo social; consideré hacer en la UNAB las dos partes, con recién nacidos y en trabajo social con el programa Aiepi (Atención Inmediata de Enfermedades Prevalentes de la Infancia)¿, explica.
Por eso desde octubre la joven médica está en el Hospital Local del Norte trabajando en atención a la población infantil. Ella permanecerá en el centro asistencial hasta finales de noviembre, regresará a Bogotá a continuar sus estudios y ¿si todo sale bien me graduaré como pediatra en agosto del próximo año¿.
¿Por ahora espero obtener el título de pediatra y mirar posibilidades laborales, ya hay acercamientos con la Universidad y realmente quisiera volver a vincularme a ella pero esta vez como docente; también me gustaría iniciar la especialización en Nefrología pediátrica pues noto que hay necesidad de especialistas de ese tipo en la región¿, afirma.
Respecto al nivel de los profesionales de la Institución, Elia Edith afirma: ¿Uno siempre piensa que en otras partes pueden tener alguna ventaja con respecto a nosotros, quizás porque tienen algún centro especial sólo para ellos o porque tienen una tecnología más avanzada, pero lo que he visto es que eso no va en lo que la institución le pueda ofrecer al estudiante, sino en la clase de personas que se forman en ellas; he tenido la posibilidad de comparar los profesionales de la UNAB con los de otras partes del país y no existen diferencias, de pronto los de nuestra Universidad somos un poco más independientes en la parte académica, tenemos bases fisiológicas y moleculares sólidas lo que nos da un buen nivel¿.

Ir al contenido