La música, clave para la convivencia

Feb 6, 2006 | Institucional

Por Ricardo Jaramillo P.
Por tercer año consecutivo la UNAB a través de la Facultad de Música, es la encargada de coordinar en el oriente colombiano el “Plan Nacional de Música para la Convivencia” (Pnmc), una iniciativa del Ministerio de Cultura que busca ampliar y fortalecer la práctica, el conocimiento y el disfrute de la música en el país mediante la consolidación y creación de escuelas para la población infantil y juvenil.

Con este objetivo, se capacita a los directores de bandas de música, coros y conjuntos musicales, quienes a su vez se convertirán en multiplicadores del conocimiento en sus localidades.

Para Santander, Norte de Santander, Cesar y sur de Bolívar, el Ministerio destinó un presupuesto de $230 millones para el primer semestre de este año, durante el cual se realizarán cuatro talleres que beneficiarán aproximadamente a 120 personas, según dijo Jesús Alberto Rey Mariño, decano de Música de la UNAB.

El primero de estos talleres se realiza desde el pasado jueves 2 de febrero y hasta este martes 7, en la sede recreacional Campoalegre de Cajasan en Piedecuesta. Allí asistieron 30 directores de bandas y coros de Santander. “Esta capacitación se realizará también en Pamplona, Aguachica y Santa Rosa del Sur”, agregó Rey Mariño.

Según dijo el decano, los talleres tienen dos enfoques: “Este es un ciclo básico que dura aproximadamente tres años. A los directores de banda, se les capacita en teoría del solfeo, manejo de instrumentos, pedagogía musical y gestión cultural. A los de coros, en dirección, trabajo vocal y lectoescritura musical”.

Rey Mariño afirmó que debido a la trayectoria que tiene la Facultad de Música de la UNAB, es que el Ministerio le confió nuevamente la coordinación del Pnmc. “La rentabilidad de este proyecto no está representada en lo económico, sino en todo el beneficio social que deja, la proyección de la imagen de nuestro programa y de la Universidad en el ámbito regional y nacional, porque nos reconocen a nivel ministerial el trabajo que hemos adelantado desde la Facultad”, afirmó.

Agregó que “Música para la Convivencia” es vital en el desarrollo del país. “No hay desarrollo sin una estructura y sin una plataforma cultural. La idea es empezar a cambiar el pensamiento de los gobernantes de que la única forma de desarrollo es hacer obras de cemento”. En Santander, el Pnmc cuenta con el apoyo del Grupo de Cultura y Turismo de la Secretaría de Desarrollo Social del departamento.

‘Hay que innovar’
Para los directores participantes en la capacitación, el Pnmc es positivo porque les ayuda a actualizar sus conocimientos para así divulgarlos en sus regiones.

“El hecho de que el curso sea descentralizado brinda más posibilidades a las personas que estamos en provincia de estar actualizándonos. Esto es un elemento importante en el trabajo que uno realiza específicamente con una banda musical, porque de lo contrario las limitaciones de la banda serían mayores”, afirmó Juan López, director de la banda musical del Colegio Camilo Torres de San Vicente de Chucurí.

Víctor Manuel Guarín, director de la Banda de San Andrés, dijo que “los talleres sirven para que el país se de cuenta de que en los pueblos hay gente con ganas de capacitarse. Uno no deja de aprender, la música es como muchas otras áreas donde hay que estar innovando a toda hora”.

Ir al contenido