Vivir la UNAB, miles de historias en 150 ediciones

Ene 24, 2005 | Institucional

Por Libardo Andrés Jácome

El 21 de mayo de 2001 nació un periódico impreso en un papel de tono amarillo que comenzó a recorrer los pasillos, los salones, las oficinas y el mismo suelo de la Universidad Autónoma de Bucaramanga. Era la primera versión de la nueva de etapa de Vivir la UNAB.

Hoy, después de 150 ediciones y más de 438.000 ejemplares impresos, Vivir la UNAB sigue publicándose cada lunes en la mañana con información pertinente a la institución y a los estudiantes; en algunos casos criticados y en otros con calificativos serios que destacan el hecho de ser una de las pocas publicaciones de su género en el país que atiende a una periodicidad y un contenido periodístico.

Por la redacción, situada en la Oficina de Comunicaciones UNAB, han pasado más de 60 estudiantes, algunos de ellos ya graduados que aprendieron con la práctica elementos que no se conocen en el salón de clase. Juan Manuel Cárdenas integró el equipo durante gran parte de la historia de Vivir la UNAB; él ahora hace parte de la redacción económica de Vanguardia Liberal y comenta que integrar el equipo le dio herramientas para entender el periodismo y ejercerlo con profesionalismo.

"Para un estudiante que nunca ha tenido contacto con un medio es un acercamiento muy importante. Escribir para un periódico semanal no es tan fácil ya que uno se enfrenta a las fuentes y a los procesos de edición, que, en mi época, eran 'sanguinarios', ya que la revisión era con lapicero rojo y cuando uno creía que estaba bien venían las más duras correcciones y hasta la posibilidad de repetir los textos… La ventaja es que todo eso pasó como estudiante y de ello es de lo que se aprendió, todo eso pule a la hora ejercer", explica Cárdenas.

Pero no todas las experiencias han sido agradables, en algunas de las 2.428 informaciones y 2.033 fotografías publicadas han existido errores, desacuerdos e inconvenientes internos que suceden hasta en los mejores periódicos. "Al principio hubo inconvenientes porque algunos administrativos se molestaban porque eran celosos con la información, era difícil acceder a ellos y en algunas ocasiones

nos dejaban esperando. Cuando conocieron el medio y se dieron cuenta de su función dejaron las prevenciones", sostuvo Yesid Lancheros, corresponsal del diario El Tiempo en Cúcuta.

La metamorfosis

La historia se divide en tres. Los primeros intentos datan de 1989, cuando Actividades UNAB salió a la luz pública, era una hoja con información que aparecía de vez en cuando.

Llegan los noventa con otro intento conocido como Notiunab. "Publicábamos informaciones culturales y académicas de manera quincenal. No había cubrimiento de fuentes tan definido como ahora y los mismos estudiantes se acercaban a dar los datos ya que no había periodistas. Ahora Vivir la UNAB publica información de todos los órdenes que no sólo son de interés en la UNAB, sino también en otros sectores de la ciudad", sostuvo María Lucila Rueda, ex directora de Publicaciones.

Pero el 3 de noviembre de 1995 es el verdadero día del 'alumbramiento'. Nace el eslabón perdido de lo que es hoy Vivir la UNAB. Creado por la comunicadora Luz Stella Porras, junto a tres colaboradores, este Vivir salía cada 15 días y eran 400 hojas oficio fotocopiadas y dobladas en tres, llegó hasta las doce ediciones. No se contaba ni con computador ni dinero para la impresión. Después la comunicadora Adriana Martínez lo convirtió en un medio más parecido al actual.

Entre noviembre de 1997 y octubre de 2000 Admisiones y Mercadeo revivió al 'difunto' informativo en edición virtual que estaba en la página web de la Universidad para luego convertirse en una publicación que nació para unir lazos, como dice el primer titular de la nueva era de Vivir la UNAB, que empezó el 9 de octubre de 2000 y que se sigue escribiendo, ahora en otro color, con nuevo diseño y con más páginas (12 a partir de la presente edición, gracias al aval del rector Gabriel Burgos Mantilla) para seguir contando los hechos de la UNAB y la historia de quienes hacen parte de la U.

Las páginas están abiertas

Vivir la UNAB es el espacio de expresión y práctica de la Universidad, por eso invitamos a todos los interesados en hacer parte del equipo de redactores, para que se acerquen a la Oficina de Comunicaciones UNAB, frente al parqueadero principal del Campus Central.

De igual manera invitamos a la comunidad universitaria a que envíe sugerencias, informaciones, cartas o colaboraciones al correo electrónico: vivirlau@unab.edu.co. Nuestra intención es publicar la mayor cantidad de material.

Ir al contenido